Menú

Menú

MyLaif

Buscador

MyLaif es el blog personal de @PabloAsekas

Al final me he comprado un Fidget Cube, esta especie de cubo antiestrés que tuvo muchísimo éxito en Kickstarter.

Al principio opté por comprar el original a pesar de ser caro y pagar casi lo mismo por envío que por el producto. Pero tras 4 semanas de espera, decidí cancelar el pedido por los siguientes motivos:

  1. La empresa llevaba 4 semanas diciendo fechas de envío para los que hemos reservado el cubo. En esas 4 semanas siempre iban dando fechas más lejanas y nada concretas. Al principio: en dos semanas. Al final: en dos semanas también
  2. A parte de los retrasos constantes en las fechas, la empresa mantenía una política de silencio absoluto. No detallan nada y tardan bastante tiempo en contestar
  3. El dinero se cobró el primer día

Lo siento mucho pero si coges mi dinero y no me das ningún tipo de explicación, no me mereces como cliente. Entiendo, y más con las cifras oficiales sobre la mesa, que las peticiones han superado las expectativas y por eso hay retrasos en las nuevas ventas. Es más, acepto que se me cobre el dinero por adelantado aunque el envío se realice en dos semanas o dos meses.

Lo único que pedía era sinceridad y transparencia, y no la obtuve.

Por eso me compré una versión falsa del mismo producto en Amazon, enviado en dos días y a menos de la mitad de precio. No me gusta mucho recurrir a ello, pero ante una situación así no veía otra alternativa.

Por cierto, da igual el precio que tengan o lo oficiales que parezcan, la única forma de conseguir un Fidget Cube oficial es a través de su página web, así que tampoco os paséis con los precios, sabed en todo momento que lo que compráis es una copia.

Llevo un tiempo usando mi iPad Pro con un teclado externo, lo que me hace pensar en querer comprar un Smart Keyboard, y más ahora que están en español.

La cosa es que desde que compré el iPad he sentido que estaba un poco a medias y creo que eso es porque no tengo un teclado físico que pueda llevar fácilmente. Con el iPad 3 lo pensé también, pero entre que iba lento y que no podía trabajar como lo hago con el iPad Pro, no me decidí.

El Smart Keyboard es la mejor solución que veo para el iPad Pro, así que ya veremos a ver qué acaba ocurriendo.

El mini trípode Manfrotto está resultando una de las mejoras compras que he hecho desde hace tiempo.

Por un lado, tienes un trípode a mano siempre que se adapta a varias situaciones. Por otro lado, puedes llevar la cámara cómodamente y grabar sin meter las manos en el plano y manteniendo una cierta estabilidad.

Estoy intentando reducir al máximo mi equipo pero teniendo un montón de posibilidades y esta es una adquisición que me viene genial.

Las fotos son de días distintos, en situaciones completamente distintas. La GoPro grababa un vídeo durante varios minutos. La réflex estaba puesta con el temporizador para sacarnos una foto desde lejos.

Lo bueno es que también se sujeta en piedras, cosas poco estables, etc. Muy buena compra en serio.

Trípode Manfrotto – Hace unas semanas me agencié este pequeño trípode de la marca Manfrotto para llevar la GoPro y una futura cámara compacta que puede que me compre.

Me gusta mucho porque tiene dos funcionalidades:

  1. Mango para sujetar la cámara cuando la uso en la mano.
  2. Un trípode a mano con el que fijar la cámara en algún sitio y cuadrar bien la captura.

Antes usaba un mango flotador de color amarillo y en ocasiones el brazo de la réflex, no vienen mal pero si quieres dejarlos fijos en algún lado para grabar algo sin tocar la cámara, no puedes. Por eso este trípode me viene genial ya que está diseñado con ambos fines.

He de decir que también me sirve para sujetar la réflex, no se cae ni nada. También es porque no tengo un objetivo muy grande, pero lo soporta.

Amazon es mi aliado una vez más. Se de buena tinta que Manfrotto es una buena marca para trípodes. Tienen productos realmente buenos, y este es una prueba de ello.

Altavoz Xiaomi – Hace unas semanas me llegó el altavoz Bluetooth de Xiaomi. Había escuchado hablar de él a Emilcar y posteriormente a Álvaro Bernal, por lo que decidí lanzarme y comprarlo.

El diseño es muy bonito y simple, cuerpo de metal con partes de plástico. El funcionamiento también es sencillo, un único botón con el que encender y apagar el dispositivo (hay que dejarlo pulsado varios segundos) y con el que reproducir y pausar las canciones (basta con un solo toque). El pareamiento con el dispositivo es como el resto, muy fácil.

Me sorprendió muchísimo la potencia del altavoz. Suena realmente bien para lo pequeño que es, y los bajos son increíbles. No sé cómo puede funcionar tan bien y costar tan poco. Fijaos si pega fuerte, que se me ha caído varias veces de la propia vibración que producte. Esto es un punto negativo, pero a la vez positivo, porque tiene mucha potencia. La batería dura y dura. Sólo lo he cargado una vez desde que lo tengo y el uso que le he dado ha sido elevedao.

Lo sorprendente de este altavoz es que su diseño es bueno, su calidad es buena, sus materiales son buenos, su batería es buena y su precio es lo mejor. Por un precio que oscila entre los 15 y los 18€ podemos hacernos con uno. Es cierto que el envío viene de china y que puede tardar, pero el precio es muy bueno para el producto que es.

Sin duda una de las mejores compras que he hecho, ya puedo dar de baja los altavoces de Proporta que usaba muy de vez en cuando debido a que era más un engorro que un beneficio usarlos.